Política

LOS NOGALES

Sistema colapsado en Los Nogales: Militarización de la Escuela y enojos en las elecciones comunales
El día de ayer se vivió una jornada que "tuvo de todo", empezando por una demora inusual al comienzo de la elección, un detenido por "voto cadena" y al finalizar disturbios fuera de la Escuela

LUNES 10 DE JUNIO DE 2019 · 10:23 HS

Francisco Javier Miranda

Para garantizar la seguridad y el orden dentro de la Escuela 393 Miguel de Azcuénaga, la Junta Electoral había dispuesto dejar ingresar de reducidos grupos para el sufragio, medida que parecía lo mejor. Pero, con la demora en el comienzo de los comicios -abrieron cerca de las 9:30-, una gran cantidad de personas esperaron una hora (y hasta más) para votar. A esto se sumaba el clima de tensión permanente entre los dos candidatos con tendencia, en ese momento, a ganar. 

La situación se fue agravando a medida que pasaban las horas, y desató la "tormenta" cuando encontraron a una persona intentando de ingresar un sobre "falso" a la urna, generalmente para realizar el conocido "voto cadena". Puedo destacar la capacidad del presidente de mesa y los fiscales de poder encontrarlo antes de que se realizara. Ya que no se suele identificar hasta después en el conteo, donde ya es irreversible. "El elector exhibió un sobre que sacó del bolsillo al mismo tiempo que acababa de entregarle el sobre oficial el presidente de mesa. Al observar esa actitud la autoridad de mesa dio cuenta a la Policia que aprehendió al elector. De inmediato, la escuela fue cerrada por Gendarmería hasta que la policía se llevó a esa persona.  Posteriormente continuó la votación dn forma normal" comunicaron en la Junta Electoral.

El nerviosismo creció luego de eso y se demoró aún más el sufragio en Los Nogales. Donde ya se divisaba un conflicto y esto sumado al miedo que desató el proceso electoral y dejó a algunos vecinos sin poder votar, quienes, asustados por la situación, retornaron a sus viviendas. 

Faltando una hora para el cierre, a las 17 horas, se reforzó la seguridad en la Escuela y hasta vino un helicóptero a custodiar los alrededores. El conflicto era inminente en la finalización del proceso electoral. A las 18 horas todavía había una gran cantidad personas afuera, por lo que hicieron pasar al Playón Deportivo a los restantes dentro del perímetro de la Escuela 393. Con decir que el último elector fue a las 21:30 es graficar lo que fue la "tortura" de ir a votar en estas últimas elecciones. 

Por último, se registraron conflictos y hasta disparos fuera del perímetro de la Escuela Miguel de Azuénaga. Una lamentable situación en un Comicios en donde todos somos vecinos y compartimos este "metro cuadrado del mundo" que es Los Nogales. Lo que sí, el disturbio fue fuera de la Escuela, ya que la seguridad dentro de la misma se mantuvo durante todo el proceso electoral. 

Lo que quedó claro en estas últimas elecciones es que el sistema de voto aquí, en una sola escuela, es imposible llevar a cabo con normalidad. Esto sumado al sistema de acoples, que generan muchas veces confusión entre los electores. Debemos exigir que abran otras instituciones para poder votar con comodidad y sin el sentimiento de "inseguridad" con el cual se sufragó ayer.